Ángel Camacho y su triunfo en los Paralímpicos de Tokio 2020 Pasar al contenido principal
+
Próximos 5 días
Pronóstico en video

Ángel Camacho se preparó por 3 años para ganar la medalla

Lo primero que hizo Ángel luego de saber que había ganado la medalla fue mandarle mensaje a sus papás de que había logrado.

Ángel de Jesús Camacho Ramírez, es un joven leonés que con tan solo 16 años de edad, ganó una medalla de bronce en los Paralímpicos de Tokio 2020, su familia no sabía que nacería con una discapacidad, pues a su madre en los ultrasonidos siempre le dijeron que estaba todo bien. Fue hasta el día que nació, que se dieron cuenta que no tenía algunas de sus extremidades, y ahora pese a ello, es uno de los mexicanos que logró poner en alto su nombre al ser el atleta más joven del equipo de México.

Su primer acercamiento a la natación fue justamente el día de su cumpleaños, su papá fue al ciber que está cerca de su casa, el dueño no tenía una pierna y fue quien alentó a su papá para que lo metiera a practicar deporte.

El 28 de diciembre del 2017, que ese día fue mi cumpleaños, mi papá fue al ciber que está aquí, el dueño del ciber no tiene un pie, entonces también tenía discapacidad y también practicaba deporte adaptado, que en este caso era la natación, y ahí le platicó a mi papá que si me metía a nadar y que ahí podría competir, mi papá me platicó a mí y yo le dije que sí que hay que probar cosas nuevas y algunas experiencias nuevas y me metió al centro Acuático de León I, y ahí empecé desde cero, no sabía ni siquiera flotar.

A principios del 2018 empezó a nadar, su primera competencia fue en ese mismo año en una Paralimpiada Nacional representando al estado de Guanajuato y ahí ganó dos medallas de oro y dos de plata. Para Ángel su apoyo siempre es su familia.

El ganador de la medalla de bronce en Tokio, ha recibido gran apoyo por parte del gobierno y de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (CONADE) y por parte del Comité Paralímpico Mexicano (COPAME).

Sí, el Gobierno me apoya, la CONADE y la COPAME, en cuestión de cuándo vamos a competir, pagan todos los gastos mientras seas seleccionado para ir a esa competencia.

Ángel fue seleccionado para representar a México en una competencia en Alemania hace tres meses.

Fui a Alemania hace tres meses, fue la primera vez que salí del país, y fue la primera vez que tuve mi primera competencia internacional, yo ya tenía los tiempos y las marcas para poder ir a Tokio, pero lo único que me falta para clasificar era poner esos mismos tiempos, pero en una competencia Internacional, y bueno a eso fui a Alemania, se dieron los tiempos, incluso gane cinco medallas de plata y una de bronce, con base a esos tiempos sacaron los nombres de las nueve mujeres y nueve hombres que irían a Tokio, y yo estaba en esa lista.

Mencionó que cuando iban en el avión rumbo a Tokio, solo pensó en lo que tenía que hacer y se enfocó en los tres años de esfuerzos que ahora valdrían la pena.

Me enfoque en todo lo que tenía que hacer, me enfoque más bien en los tres años de esfuerzo que hice, pues tenían que valer la pena, mi mente estaba en la competencia y en dar lo mejor de mí.

Ángel estuvo cerca de obtener una medalla de bronce en los 100 metros estilo libre, categoría S4, pero el ruso Roman Zhdanov logró hacer menos tiempo y fue quien obtuvo el tercer lugar.

En la primera prueba que fue 100 metros libres, estuve cerca de ganar la primera medalla de bronce, pero me quedé en cuarto lugar, me faltó un segundo para poder quedar en tercer lugar, pero un ruso me ganó, el hizo 1 minuto 27 y yo 1 mino 28, en ese momento me sentí muy bien, muy feliz por quedar en cuarto lugar ya que en esa prueba yo no estaba para llegar a la final, si me sentí muy bien porque baje mis tiempos, tenía todos los ánimos ahí al tope, pues eso me ayudó para las siguientes pruebas que gané el cuarto lugar, me ayudó en cuestión de ánimos.

El guanajuatense logró obtener la medalla de bronce en la disciplina de 50 metros dorso, clasificación S4 al detener el cronometro en 43.25 segundos.

Bueno, yo gané la medalla de bronce en los 50 metros dorso, me acuerdo que yo iba nadando la prueba, toqué para ya acabar la prueba y lo único que escucho primero, es gritar a mi entrenador Fernando Gutiérrez Vélez, a mis compañeros de equipo y a la selección, a directivos gritando que había ganado la medalla de bronce, y yo rápidamente volteo al tablero donde lanzan los resultados y veo que quedo en tercer lugar y fue mucha felicidad y ver que valió la pena los tres años y medio que estuve luchando para conseguir una medalla.

Después de recibir la noticia de que ganaba la medalla de oro, Ángel mandó un mensaje a sus papás de que había logrado ganar la medalla de bronce.

Después de acabar la prueba, primero les mandé un mensajito y diciéndoles que lo logramos, que ganamos la medalla, ya después fueron por mí para la premiación, y acabando la premiación fui por mi teléfono y les hice videollamada.

Ahora todo México conoce al medallista más joven que viajo a Tokio 2020.

“No sé si sea popular, pero siempre he sido el mismo y agradecido con todos los me han apoyado en todas las competencias, también compañeros y maestros que me han escrito, que me han apoyado en todas las competencias y han seguido mi proceso”, finalizó.